Ya disponible mi libro sobre las leyes en los deportes electrónicos

blog

reflexiones e investigación jurídica

Una Corte de Arbitraje para los e-Sports

Imagen extraída de Flickr en régimen de creative commons. Autor michael.
 
Fecha del post: 15 de diciembre de 2016
 
¿Puede ser el arbitraje una buena forma de asegurar el cumplimiento de los contratos en e-Sports? Ésta es la primera pregunta que me formulé cuando descubrí que la World E-Sports Association (WESA) había decidido crear una Corte arbitral para los e-Sports con el objeto de facilitar la resolución de disputas entre clubs profesionales del sector.
 
En este post, os trataré de exponer qué es la WESA, porqué ha hecho esta corte arbitral y que supone para los e-Sports el tener un método de resolución de conflictos propio. Un post breve y de divulgación general que se complementa con el post Resumen del procedimiento de la Corte de Arbitraje de la WESA, que resume el procedimiento que regula el funcionamiento de la Corte de la WESA.
 

PREVIO: Un breve resumen del arbitraje

Palacio de la Paz en La Haya, sede de la Corte Permanente de Arbitraje de las Naciones Unidas.

Para el que no lo sepa, un arbitraje es un procedimiento alternativo de resolución de conflictos (alternativo por qué no es el común de los tribunales de justicia) donde las partes deciden —vía convenio arbitral — someter su disputa a un tercero — el árbitro— con el objetivo que este decida — por medio de un laudo — cuál debe ser la solución al conflicto o disputa que les afecta.
 
Centrándome en lo dispuesto en la normativa española (en particular, la Ley de Arbitraje), se podría decir que el principio que rige al arbitraje es el de autonomía de la voluntad. Este se aplica tanto antes como durante el procedimiento. Antes porqué las partes tienen libertad para decidir si se quieren someter o no al procedimiento. Y después porqué las partes pueden pactar todo lo que rige al mismo procedimiento: forma de hacer las comunicaciones, documentos a entregar, leyes a aplicar, etc. Todo ello, siempre y cuando las partes no decidan someterse a un arbitraje de tipo institucional y, por lo tanto, adherirse a la normativa de un órgano en concreto (y por lo tanto a su flexibilidad).
 
Sin embargo, lo verdaderamente valioso de un arbitraje esta en que suele ser un procedimiento mucho más confidencial, flexible y especializado que un procedimiento judicial común. Esta última característica (la especialidad) es sin duda la más atractiva. Muchos de los actores que acuden a los arbitrajes lo hacen en busca de una persona experta en la materia del litigo, que permita dar una solución mucho más óptima que la que podría dar un juez en un tribunal ordinario. Y es precisamente esta búsqueda de la especialidad la que dio pié al nacimiento de la Corte Arbitral de los e-Sports.
 
Ahora bien, ¿quién creó la Corte Arbitral de los e-Sports?
 

The World E-Sports Association (WESA)

Twit de la WESA del https://t.co/BKH1SEPhqD

— WESA (@WESAofficial) 13 de mayo de 2016

El pasado 13 de mayo de 2016 se creó en Nueva York la World E-Sports Association (WESA), una asociación de e-Sports que nacía con los siguientes objetivos:

…organization that will further professionalize e-Sports by introducing elements of player representation, standardized regulations, and revenue shares for teams. WESA will seek to create predictable schedules for fans, players, organizers and broadcasters, and for the first time bring all stakeholders to the discussion table (…)

Objetivos interesantes que solo se podrían justificar por los nombres que impulsaban la entidad:
 

 
Fnatic, Team Envyus, Ninjas in Pyjamas, G2 Esports, Virtud.pro, Natus vincere, Mousesports, ESL… o lo que es lo mismo, siete de los clubs de e-Sports más importantes del mundo (tanto por fans como por logros de juego), y, la Electronic Sports League (ESL), una de las compañías de organización de eventos y competiciones de e-Sports más antiguas y importantes que existen actualmente. Por lo tanto, agentes suficientemente importantes de este joven sector como para llevar a cabo acciones potentes e interesantes para el mismo. Pero, ¿realmente las están cumpliendo?
 
La verdad es que su corta vida no da para muchos actos de momento. Como máximo, se podrían resumir sus actuaciones en estos dos twits:
 

Twit de la WESA del 16 de septiembre de 2016

 

Twit de la WESA del 16 de septiembre de 2016

La primera, sin mucho aquel, hace referencia a la ampliación del número de equipos, la modificación de la estructura de la de las competiciones ESL o la fijación de unos precios para las cuantías de los premios en torneos finales. Y digo que no tiene mucha importancia porqué pese a ser aspectos importantes para los e-Sports, no es nada que no se pudiese cumplir con una reunión entre las partes. No se necesita crear una organización para conseguirlo.
 
Sin embargo, lo segundo si me parece mucho más relevante: la creación de un órgano de resolución de disputas especializado en temas de e-Sports. Sin duda algo muy interesante, sobretodo para un jurista.
 

The Arbitration Court for e-Sports (ACES)

Logotipo de la WESA

Pocas asociaciones se han centrado tanto como la WESA en concretar un aspecto tan importante para los e-Sports como es la resolución de conflictos. Y es que al final, los e-Sports necesitan de contratos escritos para poder asegurar las promesas de sus actores. Y donde hay contratos, hay incumplimientos. Esto es así. Por mucha buena voluntad que exista, las partes siempre deben poder romper o modificar sus relaciones contractuales. El problema es que esto se magnifica en el caso de los e-Sports.
 
De hecho, se podría decir que este es un sector con mucho incumplimiento contractual. Han habido (y habrán) muchas noticias que hacen referencia a clubs que no cumplen las obligaciones económicas, a jugadores que deciden romper sus contratos, a traspasos hechos sin respetar las cláusulas de compensación, a patrocinadores que no abonan lo pactado… En fin, muchos son los motivos que pueden llevar a la disputa dentro de los e-Sports. Sin embargo, si se crea una controversia en este sector, ¿realmente es aconsejable llevarla a sede judicial?
 
Mi opinión es que, a día de hoy, no me parece lo más óptimo llevar a los tribunales estos temas. En gran parte por tres motivos:
 
1.- Los plazos. Los e-Sports se mueven a un ritmo frenético, algo que repercute directamente a los agentes que en él actúan. Clubs, jugadores, ligas, patrocinadores… no pueden estar años esperando una resolución judicial. Al fin y al cabo, quizá su vida dentro del sector no dura tanto.
 
2.— Las formas. Una de las características que definen a los e-Sports es su virtualidad. Hablamos de una practica que ha nacido, crecido y expandido gracias al mundo digital. En cambio, si nos fijamos en los procedimientos judiciales actuales o en los jueces, estos están lejos de la digitalización propia de este sector. Por ello, me parece cuanto menos extraño llevar un mundo donde todo se mueve a través de lo online a decidirse en uno que raramente sale de lo offline…
 
3.- La existencia de figuras con un papel propio. Lo hablaba en mi post El papel del publisher en los e-Sports, hay figuras en este sector con un papel muy particular. Esto podría llevar a muchos problemas para jueces mal informados. Por ejemplo, qué ocurriría si un juez quisiera modificar una relación laboral pero esto chocara frontalmente con las normas del publisher. ¿Cómo podríamos aplicar esta decisión?
 
4.- Espectáculo o deporte. Sin duda, el mayor eslabón a superar es la naturaleza de los e-Sports. Estamos hablando de contratos con estructuras deportivas que contienen cláusulas bordean (todo dependerá de lo bueno que sea el abogado que ha redactado el contrato) el régimen laboral. Si a esto le sumamos la no inclusión de los e-Sports como modalidad deportiva, nos encontramos con una gran problemática entre manos. Un problema que, depende de como sea resuelto, podría llegar a afectar la viabilidad y el futuro del sector en una región concreta.
 
Con todo lo anterior no quiero decir que los tribunales de justicia no deban ser contemplados como opción. Al fin y al cabo, si se quiere justicia es a ellos a quienes debemos acudir. Simplemente digo que ahora mismo es necesario un muy buen abogado para llevar un caso de e-Sports ante este órgano.
 
No obstante, y siguiendo con el tema que nos ocupa, lo único que nos hace falta ver es si realmente la Corte Arbitral de la WESA será un buen mecanismo para suplir las carencias antes evidenciadas… Sergio Mesonero co-fundador de la Liga de Videojuegos Profesional en unas declaraciones a Expansión Jurídico opinaba sobre esta Corte que: “se trata de una iniciativa privada muy enfocada y concentrada en la problemática de los clubes fundadores, que actúan como una especie de lobby.”
 
Sin duda un factor muy relevante para valorar como puede evolucionar este órgano. Al fin y al cabo estamos hablando de agentes que actúan en Europa, una de las zonas donde más problemas legales están dándose en temas de e-Sports. De ahí ha que hayan decidido crear un procedimiento de resolución de disputas que les ayude. Claro está que esa ayuda está enfocada a la generalidad del público para evitar imparcialidades. De hecho, en los principios de la ACES se dice que: “the Arbitration Court for ESports is an ad hoc facility independent from the World ESports Association or its members or the WESA teams and its players..
 

La apuesta por el sistema arbitral.

 
Finalmente quizá sea de menester destacar que el arbitraje está abriéndose camino dentro de los e-Sports (sin duda debido a la especialidad que antes comentaba). Tal es así que en el último anuncio de Riot sobre los cambios en la LCS-NA para 2017 también se crea un sistema arbitral.
 
Según Riot el objetivo es el siguiente:
Our goal is to provide an independent body to give both Riot and affected teams an opportunity to validate and present their findings after a serious judgment, without putting an overly burdensome cost on the team or player. Teams will now be able to present their own evidence, as well as review the evidence against them, and make arguments to a neutral, experienced arbitrator.
Eso sí, este sistema tan solo se utilizará para procesos relacionados con suspensiones de más de un partido o por multas de más de $10,000 USD. Para temas “más complicados” la compañía permitirá utilizar los sistemas arbitrales convencionales. Es por eso que este ‘arbitraje’ parece más pensado como un método disciplinario interno (algo así como la comisión de la NBA) que un arbitraje como tal.
 
En cualquier caso, habrá que ver si realmente la creación de cortes arbitrales especializadas empieza a ser una tendencia dentro de los e-Sports y como reaccionan los agentes a estos.